Categorías
La Corte del Inglés

La Corte del Inglés ha mantenido una interesante conversación telefónica con don César Areces.

La Corte del Inglés cede la selección de la canción semanal al protagonista del artículo.

Si me hubiesen dado la oportunidad de entrevistar a un personaje español con el fin de estudiar ese omnímodo poder del que tantas veces os he hablado en La Corte del Inglés,de todos los personajes que en verdad llegaron a ostentarlo,escogería aquel que en su día llegó a ser capaz de transformar una pequeña sastrería llamada El Corte Inglés,en una poderosa corporación. Aquel personaje no sería otro que don Ramón Areces.

La Corte del Inglés no considera trascendente el hecho de ahondar en los métodos que dieron lugar a ese control material,ya que a estas alturas del blog,una gran mayoría de ustedes son conocedores de los mismos. Sin embargo,La Corte intentará analizar desde un punto de vista emocional como fue aquella relación con dicho poder.

Para llevar a cabo el citado análisis,me dispuse a contactar con la única persona que por un lado habría vivido en sus carnes dicho poder, y de otro,habría tenido el coraje de plantarse ante él. Esta persona no es otra que don César Areces:un rebelde con causa.

Es muy probable que el origen de aquella rebeldía en parte pudiese venir motivada por los celos, y las envidias provenientes de personas próximas a su entorno.Personas preocupadas en aparentar actitudes profesionales que irían enfocadas a buscar el mejor posicionamiento de cara al siguiente relevo empresarial.

Debido a esa supuesta lucha intestina,es muy factible que nuestro protagonista en más de una ocasión,hubiese podido ser EL BLANCO PERFECTO (él es el mayor de los Areces) de alguna que otra crítica poco constructiva. De ahí que inconscientemente pudiese haber desarrollado un fuerte rechazo hacia toda aquella ESENCIA INTERNA que formó (y sigue formando) parte del ORIGEN de la mítica empresa denominada El Corte Inglés.

Quizás aquel rechazo fue lo que le motivó a entrar (por decisión propia) en un colegio interno (británico). A este respecto,tengo que deciros que yo también fui (por decisión de terceros) internado en un colegio de CURAS.

La Corte del Inglés siente una profunda admiración por el carácter rebelde de don César Areces. Esto es debido a que mi carácter,en cierta manera se parece al suyo. La complementación de ambos caracteres podría dar como resultado la creación de los artículos más POTENTES de La Corte del Inglés.

Nuestros queridos lectores deben tener muy presente que don César Areces pertenece a ese reducido grupo de personas que conocen al dedillo LOS SECRETOS de una de las empresas más influyentes de ESPAÑA.

Para llegar a analizar un poco mejor la vertiente emocional de Don César Areces, a continuación expondré algunas anécdotas personales que podrían llevarnos a descubrir parte del origen que dio lugar a su comportamiento REBELDE. Una rebeldía que dicho sea de paso,le sirvió de escudo para poner a buen recaudo su lado más más sensible.

Anécdotas:
  • Don Ramón Areces quiso echar del Corte Inglés a su hermano don Luis Areces.
  • El padre de nuestro protagonista (don Celestino Areces) tiró escaleras abajo a don Ramón,a raíz de una fuerte discusión.
  • Según palabras del propio César, don Ramón NO ERA DE FIAR.
  • Aquellas luchas intestinas entre hermanos quizás pudieron servir de excusa a la hora de que don Ramón convenciese a su tío César Rodríguez (fundador del Corte Inglés) sobre la incorporación de un jovencísimo familiar en el seno directivo de la empresa. Aquella joven promesa fue don Isidoro Álvarez. A éste le asignaron una participación accionarial de aproximadamente un 1%.

A todo esto no debemos olvidar que los hermanos de don Ramón Areces comenzaron a trabajar en El Corte Inglés prácticamente desde los inicios de la empresa.

¿Pudo don Ramón utilizar la incorporación del Sr Álvarez a modo de estrategia con el fin de marcar distancias (aplicando la máxima divide y vencerás) dentro del plano ejecutivo?.

Algunos quizás estén pensando que la incorporación de don Isidoro se llevó a cabo en base a sus estudios superiores.

Ahora bien,resulta paradójico que aquellos que llevaron la empresa hasta su máximo esplendor carecieran de estudios superiores (Areces ),mientras que aquel que tenía una licenciatura, (Álvarez) a parte de dejar la empresa ENDEUDADA, se dejó arrebatar una cuota de mercado muy significativa a manos de una empresa como AMAZON.

Conclusión de La Corte del Inglés:
Los estudios superiores no fueron, ni serán garantía para el buen gobierno de una empresa.

Una pregunta CLAVE que se hizo don César Areces:

¿Cómo pudo don Isidoro Álvarez pasar de un 1% a un 22% del accionariado en tan solo 25 años?.

Un simple ejemplo a modo comparativo:

  • Don Luis Areces (su tío) entró con una participación accionarial aproximada de un 6 % y dejó a sus herederos una participación aproximada de un 9%.

Continuará……

Me imagino que muchos de vosotros os estaréis preguntando como contacté con don César.

Por ahora tan solo deciros que llamé su atención gracias a un pequeño apunte que hice sobre publicidad. Aquello le resultó gracioso, y decidió llamarme por teléfono. A raíz de ahí me he ganado el apodo de el publicista.

Un pequeño apunte para publicistas:

Imagina una campaña de publicidad orientada a promocionar la información exclusiva del sr Areces. Una información que iría alojada en la web www.lacortedelingles.es

Te puedo garantizar que ningún publicista del mundo albergaría dudas acerca del enorme impacto publicitario que ocasionaría un ANUNCIO DE TELEVISIÓN que llevase implícito el nombre de La Corte del Inglés,unido a la imagen de una mujer madura y atractiva (vestida de Papá Noel) que nos fuese enseñando las habitaciones de una lujosa casa,al tiempo que nos da a conocer los oscuros secretos que se esconden tras ellas.

Si no has tenido suficiente,imagina a su vez un cartel promocional de dicho anuncio en el metro de sol y castellana,así como en una lona en la Gran Vía Madrileña.

El resultado a nivel publicitario sería IMPRESIONANTE.

Ahí lo dejamos.

Acerca de la toma de contacto con don César Areces:

Jamás me hubiese imaginado que me iba a encontrar al otro lado del teléfono a una persona tan divertida y educada. Era como si estuviese hablando con un amigo de toda la vida. Solo puedo decir que me llevé una grata sorpresa.

Para terminar:

Próximamente La Corte del Inglés irá exponiendo los secretos jamás contados sobre El Corte Inglés,unos secretos que dejarán a más de uno con la boca abierta.

Bienvenidos a La Corte del Inglés.